¿La NBA se copiará de nuestra Superliga?

El futuro del básquet de la NBA podría parecerse a la Superliga. Sí sí. Como se lee. A nuestra Superliga… Y no es 28 de diciembre aunque mires una y mil veces el calendario…

El comisionado Adam Silver, máxima cabeza de la mejor liga de básquet del mundo, está pensando en cosas nuevas. Desde juegos más cortos hasta una temporada más corta, como maneras en que la NBA podría mejorar su producto para jugadores y seguidores. “El formato que tenemos ahora, por un lado soy tradicionalista, pero por el otro tiene aproximadamente 50 años, presentando una temporada de 82 partidos, y no hay nada mágico en eso…», dijo Silver.

“Creo que es responsabilidad de la directiva de la liga desafiar siempre la manera en que hacemos las cosas, poner atención a los hábitos cambiantes de los espectadores, a un mercado cambiante, a un mundo nuevo de la manera en que los medios de comunicación se presentan, a menudo en dispositivos más pequeños, menos en las pantallas, con la gente teniendo lapsos de atención más cortos, y diciendo `este un partidazo, nunca había sido más emocionante, con jugadores fantásticos viniendo de todas partes del mundo, pero… ¿Cuál es la mejor manera de confeccionar la temporada?»

Como comisionado, Silver se enfocó en la salud de los jugadores, con aperturas de temporada más tempranas para reducir la frecuencia de partidos en noches seguidas, y alargando el receso por el Juego de Estrellas. Aunque los jugadores aún siguen perdiéndose juegos a lo largo de la temporada -ya sea por su elección o porque sus equipos se los requieren- a menudo para bajar las cargas.

«Creo que un punto válido para los fanáticos podría ser si en última instancia la ciencia sugiere que 82 juegos son demasiados para estos jugadores, tal vez no deberías tener una temporada de 82 encuentros», acotó. Menos juegos podrían significar menores ingresos, a menos que pudieran ser reemplazados por algo que genere tantos o más espectadores. Para ello, Silver mencionó la reducción del número de encuentros, la creación de un nuevo torneo a mitad de temporada o, incluso, que los partidos duren menos de 48 minutos.

El máximo dirigente de la NBA puso como ejemplo en numerosas ocasiones el mundo del fútbol, cuyos campeonatos domésticos cuentan además con copas nacionales e internacionales.

A pesar de ello, no existe una fecha para cambiar el formato ni el calendario.  Ni siquiera una estimación de cuándo podrían comenzar las conversaciones. Pero…

Fuente: Olé

Comentarios

Comentario

Translate »